lunes, 21 de agosto de 2017

El equipo ultima su preparación con un scrimmage

Ayer domingo se celebró un scrimmage público en el cual pudimos ver al equipo en acción a menos de dos semanas del opener frente a Temple. El acontecimiento sirvió además para la puesta de largo de la renovación del Notre Dame Stadium. El Campus Crossroad Project ha consistido en edificar tres edificios anexos al estadio, con fines académicos, pero que aportan un remodelado graderío, nuevos palcos de lujo y un nuevo videomarcador.

Hubo visitas programadas al campo y muchas ganas por ver a los jugadores en acción. Ha sido una offseason tranquila y hay ganas de dejar atrás la temporada pasada y mirar hacia adelante.

El scrimmage ha recibido el nombre de "New & Gold Game", parafraseando el estreno de la renovación del estadio y el tradicional partido que cierra los entenamientos primaverales. En lo que al juego se refiere, lo que se vio en el terreno de juego resulta por lo menos prometedor. Era un entrenamiento, pero se vieron jugadas espectaculares y esbozos de lo que puede ser la próxima campaña.

El ataque se vio fluido. Parece que Brandon Wumbush encaja perfectamente en el esquema de Chip Long y los Irish están encaminados a anotar muchos puntos por partido. Repartió bien el balón entre un buen número de receptores, siendo el mejor de ellos Equanimeous St. Brown. Chase Claypool también destacó, al igual que Ian Book, quien parece dar más que suficiente confianza como QB suplente.

En defensa destacó por encima de todos Daelin Hayes, puede que el defensor del que más se hablado esta offseason. También lo hizo el también DE Julian Okwara, ambos presionando al QB. Por lo demás hubo mucha rotación en la DL, incluyendo freshmen. En cuanto a la cobetura destacó Nick Watkins, con algún big play.

El equipo parece en forma, no hay lesiones que destacar y las ganas de football se palpan en el ambiente.


Aquí tenemos unos highlights del scrimmage.

,

viernes, 18 de agosto de 2017

Presentada equipación en honor a Knute Rockne

A falta de Shamrock Series esta temporada, Notre Dame ha querido homenajear la figura de Knute Rockne con una equipación especial que lucirán los Irish en su duelo contra Navy del 18 de noviembre en el Notre Dame Stadium, "La Casa que Rockne Erigió".

La equipación ha recibido el nombre de Rockne Heritage Uniform, y el casco, logo, color y accesorios como las botas recordarán los originales de la época del entrenador que hizo de Notre Dame lo que es hoy. En las hombreras se puede leer un fragmento de su famoso speech recogido en la película  Knute Rockne, All-American. Tres estrellas en el dorso de la camiseta simbolizan los tres Campeonatos Nacionales logrados como head coach (1924, 29 y 30). Es de destacar también que todos los jugadores llevarán el nombre de Rockne en su espalda.

El homenaje se enmarca en la inauguración de la renovación del Notre Dame Stadium en el marco del Campus Crossroad Project. En 1930 se inauguró oficialmente el Notre Dame Stadium en un partido conta Navy. 87 años más tarde, otro duelo contra los Midshipmen rememorará aquella época, uniendo pasado, presente y futuro.

Tenemos fotos de los detalles de la equipación y un vídeo que ayuda a entender la misma.


lunes, 14 de agosto de 2017

Wisconsin y Notre Dame anuncian serie

Notre Dame ha anunciado oficialmente lo que se venía rumoreándose desde hacía unos días, una nueva serie de enfrentamientos de "ida y vuelta" con Wisconsin.

Al contrario de lo que suele ser habitual en estos casos, los partidos no se celebrarán en los estadios propios de Irish y Badgers, sino que serán estadios de la NFL los que harán de respectivos "locales", el Lambeau Field de Green Bay en el caso de Wisconsin y el Soldier Field de Chicago en el caso de Notre Dame.

El 3 de octubre de 2020 Irish y Badgers se enfrentarán en el estadio de los Green Bay Packers, mientras que el 25 de septiembre de 2021 lo harán en el estadio de los Chicago Bears.

Notre Dame y Wisconsin no se han enfrentado desde 1964, hasta entonces lo habían hecho en 16 ocasiones, con un récord de 8-6-2 favorable a los nuestros. Será la primera vez que los Irish juegan en Green Bay, en un estadio dedicado a uno de sus ex-alumnos, Earl "Curly" Lambeau. En el Soldier Field han disputado 12 encuentros y se mantienen invictos, con 10 victorias y 2 empates.

sábado, 12 de agosto de 2017

Commit. Clase de 2018. Kevin Austin

En pleno training camp la rueda del recruiting no se detiene, y esta semana hemos tenido la noticia del compromiso de uno de los jugadores que generan ilusión en la parroquia Irish, y con el que más han trabajado los reclutadores.

Se trata del receptor Kevin Austin, natural de Pompano Beach, Florida, y que juega en el North Broward Prep de su localidad natal. De 6-3 y 198 libras recibe cuatro estrellas de Rivals, Scout, ESPN y 247Sports. Es un jugador Top 25 en su posición y bordea el Top 100 overall.

El jugador tenía ofertas de una gran variedad de colleges punteros como Auburn, Clemson, Duke, Florida, Miami, Michigan, Michigan State, North Carolina, Ohio State, Oregon, Tennessee, UCLA, USC o Wisconsin, entre otras. Autry Denson ha sido su reclutador. Notre Dame le ofreció su beca el verano pasado y el jugador ha visitado muchos campus desde entonces, incluyendo South Bend en una visita no oficial el pasado mes de abril.

Es un jugador rápido, una amenaza en el juego profundo, y tiene unas muy buenas manos. Pero además de ello es un líder natural, un gran competidor y tiene una gran ética de trabajo.

En su temporada de junior ha atrapado 41 pases para 1.021 yardas y 13 TD, sumando otras 454 yardas y 6 TD corriendo el balón. En la offseason ha maravillado en la finales de The Openning, usando su envergadura para superar a los DB y consiguiendo separase de los mismos con su velocidad.

Con el compromiso de Austin, la Clase de reclutas de 2018 asciende a la 7ª posición para 247Sports.

Aquí tenemos sus highlights en hudl.

lunes, 7 de agosto de 2017

Comenzó el training camp

El martes 1 de agosto los Fighting Irish dieron inicio al training camp de verano. A un mes del opener, es hora de ponerse a punto para recibir a Temple y dejar atrás la pasada campaña. Como es habitual, Brian Kelly dió su tradicional rueda de prensa la víspera del inicio de los entrenamientos.

Los Irish comenzaron el training camp de nuevo en el Culver Academy, por cuarta vez consecutiva. Luego regrearán a South Bend para completar las 22 sesiones de entrenamiento hasta la semana del partido de Temple. A partir de ahí se continuará el ritmo habitual de los entrenamientos semanales. Las 4 primeras sesiones serán con casco pero sin protecciones, tal y como manda la NCAA para que los jugadores se aclimaten. También habrá un día de descanso por semana.

Brian Kelly hablo mucho de su "Misión y Visión" de darle la vuelta a la temporada pasada y enderezar el rumbo del programa. Bajo el lema de "Traits of Excellence" (Rargos de Excelencia), se ha comenzado desde enero, sustituyendo el staff de preparación física y sustituyendo a los coordinadores ofensivo y defensivo. En primavera se vieron los primeros pasos, buscando inteligencia, predisposición, atención al detalle y actitud. Se ha intentado crear un ambiente positivo en el entorno, y la meta de este proceso es, según Kelly, graduar a todos los jugadores y lograr un Título Nacional.

En cuanto al parte de lesiones de cara al training camp, Kelly destacó lo siguiente:
  • Confirmó que el DT Daniel Cage es baja para la temporada y quien sabe si para el resto de su carrera. Ha sufrido demasiadas conmociones cerebrales en tres temporadas y no parece razonable que regrese para una 5ª.
  • El también DT Elijah Taylor sufrió una fractura de Lysfranc en un pie en el spring paractice, y aunque Kelly es optimista y espera recuperarlo en 10-15 días, son lesiones a veces muy insidiosas. Todo ello nos deja poco fondo de armario en la posición.
  • El CB Shaun Crawford está recuperado al 100% después de haber entrenado sin contacto en la primavera.
  • Hablando de CB hay que recordar también que hace algunas semanas se conoció que Ashton White dejaba el equipo.
  • Terminando con el kicker Justin Yoon, parece que también va a estar al 100% después de haberse perdido los entrenamientos primaverales y haber trabajado duro con el preparador físico Matt Balis.
En cuanto a los entrenamientos, una de las cosas que llamó la atención desde el primer día es el fortalecimiento del liderazgo del equipo, algo de lo que adoleció la pasada campaña. Cuando solía ser el head coach el único que hablaba tras el entrenamiento, el primer día el senior Mike McGlinchey, un seguro capitán para esta temporada, se dirigió a sus compañeros para evaluar la práctica del día.

Por lo demás el equipo tiene buena pinta, empezando por Brandon Wimbush, de quien depende mucho el destino del equipo, y a quien se le ven muy buenas maneras. Al RB Dexter Williams se le ve más explosivo, al igual que a su compañero Tony Jones Jr. Equanimeous St. Brown y el TE Alizé Mack también parecen estar en su mejor momento. En defensa han destacado Jerry Tillery y Daelin Hayes.

Otro tema interesante en los primeros días es lo que comenta Kelly de los freshmen, sobre quiénes tienen más posibilidades de jugar esta temporada. Entre los que ha mencionado destacan los DL Myron Tagovailoa-Amosa y Kurt Hinish, quienes están mejor formados que Darnell Ewell, un jugador con mucha protección pero que tiene mucho que pulir. También aparecen preparados los WR Michael Young y Jafar Armstrong y el TE Cole Kmet.

Por otra parte, estos días se ha publicado el primer Coaches Poll de la temporada, en el que no estamos rankeados. Es natural.

sábado, 5 de agosto de 2017

Análisis del Calendario 2017

En pleno training camp, voy a dar el tradicional somero repaso al calendario que tenemos por delante esta temporada. El calendario es exigente, como siempre, y muy variado en estilo de juego de nuestros rivales.

Go Irish!!!

Récord en 2016: 10-4

Bowl: L vs. Wake Forest (26-34) en la Military Bowl

Yardas totales en 2016: 403,5 (#66) en ataque; 282,5 (#3) en defensa

Titulares que regresan: 10, 6 en ataque, 4 en defensa

Record vs. Notre Dame: 2-0 a nuestro favor
Abrimos la temporada con unos Owls que deberían resultar menos duros que los de Matt Rhule de hace dos años en Philadelphia. En 1º lugar será el debut de Geoff Collins como head coch, tras pasar sus últimas temporadas como coordinador defensivo en Florida y Mississippi State. Collins no tiene claro aún quién será el QB que dirija el ataque. En la quiniela están el junior Frank Nutile, el sophomore Logan Marchi y los freshmen Anthony Russo y Todd Centeio. Marchi y Centeio son móviles, Nutile y Russo mejores pasadores. El resto de ataque está más asentado, la OL es veterana, cuentan con un par de corredores experimentados como Ryquell Armstead y Jager Gardner y también tienen un trío de receptores altos y explosivos: Ventell Bryant, Keith Kirkwood y Adonis Jennings.

Los Owls han perdido a 7 titulares de su magnífica defensa de la pasada campaña, incluyendo todo el cuerpo de LB y a sus tres mejores pass rushers. El DE Jacob Martin será la única presencia veterana en la DL. El cuerpo de LB contará con jóvenes jugadores como Chapelle Russell, William Kwenkeu, Sam Franklin, Jeremiah Atoki o Jared Folks. La secundaria es la unidad más veterana de la defensa, con Delvon Randall y Sean Chandler como safeties, y Artrel Foster, Derrek Thomas y Cequan Jefferson como CB.

Más nos conviene empezar firmes la temporada, porque lo que viene por detrás en las siguientes jornadas asusta.


Récord en 2016: 8-5

Bowl: W vs. TCU (31-23) en la Liberty Bowl

Yardas totales en 2016: 384,7 (#87) en ataque; 327,5 (#16) en defensa

Titulares que regresan: 17, 7 en ataque, 10 en defensa

Record vs. Notre Dame: 0-1 a su favor
Duro test frente a una de las mejores escuadras de la SEC. Es el 2º año de Kirby Smart como head coach de los Bulldogs y su equipo combina una gran solidez defensiva con un gran talento en las skill positions del ataque. El QB Jacob Eason tiene un potente brazo y, si el dúo de RB seniors Nick Chubb y Sony Michel establecen la carrera, puede ser demoledor en el play action. Sus principales receptores son el TE Isaac Nauta y los WR Terry Godwin, Riley Ridley y Mecole Hardman, este último un gran atleta. Su línea que más dudas ofrece es la OL, que tiene que remplazar tres titulares.

Georgia presentará una gran defensa. Su mejor línea es el cuerpo de LB, liderados por Roquan Smith (WILL), el mejor placador del equipo. También tienen veteranía y atleticismo en el resto de las posiciones de la unidad: Davin Bellamy (SAM), Lorenzo Carter (JACK) y Natrez Patrick (MIKE). La DL es copulenta y poderosa, con jugadores como Jonathan Ledbetter y David Marshall en el exterior, y Trent Thompson (5 sacks y 9,5 TFL la pasada campaña) en el interior. La secundaria es veterana, y en ella destaca el CB Malcom Parrish, además de su pareja Deandre Baker. Los safeties titulares son seniors: Aaron Davis y Dominick Sanders, pero carecen de experiencia en la posición de STAR (NB).

El partido será la piedra de toque seria del equipo. De la imagen que demos y del resultado que obtengamos dependerá la cara que va cogiendo la temporada.

Récord en 2016: 7-6

Bowl: W vs. Maryland (36-30) en la Quick Lane Bowl

Yardas totales en 2016: 292,9 (#127) en ataque; 314,1 (#9) en defensa

Titulares que regresan: 15, 8 en ataque, 7 en defensa

Record vs. Notre Dame: 14-9 a nuestro favor
Nueva Holy War a domicilio, partido siempre complicado. Los hombres de Steve Addazio siempre nos ponen las cosas difíciles en defensa, pero su ataque asusta bastante menos. Van a carecer de experiencia en la posición de QB, por la que pelean el redshirt freshman Anthony Brown y Darius Wade, quien apenas jugó el año pasado. Su juego de carrera, liderado por Jon Hillman, tampoco asusta demasiado. Los Eagles quieren cambiar su estilo ofensivo y lanzar más el balón y con un tempo más rápido, pero habrá que ver si son capaces de hacerlo. Su cuerpo de receptores es equilibrado y no destaca ningún jugador en especial.

El mayor peligro de su defensa es el DE senior Harold Landry, quien es uno de los mejores defensores del college football. Es un gran edge rusher y lideró la nación el año pasado en sacks (16,5) y fumbles forzados (7), además de sumar 22 tackles for loss. Es undersized pero rapidísimo en el juego. El LB Connor Strachan es el líder en placajes del equipo, y lidera una unidad veterana. La secundaria es también veterana y cuenta con el regreso de tres de sus titulares: William Harris, Isaac Yiadom y Gabriel McClary. Taj-Amir Torres es el principal candidato a sustituir al seleccionado en la 3ª ronda del draft, John Johnson.

Seguro que no es un partido bonito, pero conociendo los antecedentes tenemos que ser duros de mente y regresar a casa con la victoria.

Récord en 2016: 3-9

Bowl: No

Yardas totales en 2016: 395,0 (#75) en ataque; 364,9 (#32) en defensa

Titulares que regresan: 8, 4 a cada lado del balón

Record vs. Notre Dame: 48-29-1 a nuestro favor
Partido en el Spartan Stadium, no hace falta decir nada más para atraer el interés. Los espartanos tienen nuevo QB, el sophomore Brian Lewerke, por lo que es probable que centren su ataque, más si cabe, en el juego de carrera. El año pasado tuvimos problemas a la hora de frenar a LJ Scott y Gerald Holmes y querrán volver a darnos una nueva sobredosis de carrera, también con Madre London. El center Brian Allen, su mejor hombre en la OL, regresa para anclar la unidad. y ayudar a mover las cadenas. Trishton Jackson lidera a un joven grupo de receptores.

Los Spartans, en cambio, van a contar con una defensa menguada respecto a la temporada pasada, en la que ya mostró muchas lagunas, especialmente en el pass rush. Defensores como Malik McDowell, Riley Bullough y Montae Nicholson se han graduado y además otros muchos jugadores han sido suspendidos o transferidos. Los LB Chris Frey y Andrew Dowell son de los pocos titulares que regresan, a ellos se unirá en el centro Joe Bachie. Los CB Josiah Scott y Vayante Copeland representan la juventud de la secundaria.

Los de Mark Dantonio serán más vulnerables de lo habitual debido a sus problemas off field, y los Irish deben aprovecharlo para volver de East Lansing con una victoria. Aunque nadie espera otra cosa que el típico duro encuentro habitual de la rivalidad.

Récord en 2015: 6-7

Bowl: L vs. Mississippi State (16-17) en la St. Petersburg Bowl

Yardas totales en 2016: 366,9 (#104) en ataque; 353,2 (#25) en defensa

Titulares que regresan: 17, 9 en ataque y 8 en defensa

Record vs. Notre Dame: 1-0 a nuestro favor
Regresamos a casa para disputar un partido que no nos debería resultar demasiado complicado. Regresa a South Bend Chuck Martin, quien llevó a los RedHawks de menos a más el año pasado. El talentoso QB Gus Ragland cuenta con una OL veterana que regresa casi intacta, lo que le ayudará a mostrar sus habilidades como dual threat. Con él a los mandos del ataque Miami firmó un 6-1 el año pasado. El juego de carrera lo reparten entre los veteranos Alonzo Smith, Kenny Young y Maurice Thomas, quien además es muy peligroso en los retornos de kickoff. También tienen un par de receptores veteranos: James Gardner y Jared Murphy, además de otro par de TE con experiencia: Ryan Smith y Nate Becker.

Miami tiene más lagunas en la defensa, sobre todo en la DL donde tienen que remplazar a sus dos DE titulares, lo que va a menguar su pass rush. En cambio su cuerpo de LB regresa con sus tres titulares: Junior McMullen, De'Andrew Montgomery y Brad Koenig, aunque sin demasiada profundidad. La secundaria también es experimentada, con los CB Heath Harding y Deondre Daniels, y los safeties Tony Reid y Josh Allen.

Los Irish no deben menospreciar a los RedHawks, está claro que éste es el partido que tendrá remarcado en su calendario Chuck Martin. Con todo, no cabe otro resultado que la victoria.

Récord en 2016: 8-5

BowlL vs. Stanford (23-25) en la Sun Bowl

Yardas totales en 2016: 439,0 (#45) en ataque; 408,1 (#63) en defensa

Titulares que regresan: 12, 5 en ataque, 7 en defensa

Record vs. Notre Dame: 17-2 a nuestro favor
Lo más destacado de los Tar Heels esta temporada será la presencia de caras nuevas en casi todas las skill positions, empezando por la del QB tras la marcha de Mitch Trubisky, seleccionado en la 2ª posición en el pasado draft. Larry Fedora no ha decidido aún quién será su sustituto. En la primavera el más destacado ha sido Nathan Elliott, pero también tendrá algo que decir el transfer de LSU, Brandon Harris. Austin Proehl es el único receptor veterano del equipo, mientras que el resto de sus colegas: Roscoe Johnson, Juval Mollette o Anthony Ratliff-Williams tendrán que demostrar su potencial e intentar hacer olvidar a Ryan Switzer. Tampoco está claro quién correrá el balón una vez graduado Elijah Hood, ya que ninguno de los corredores que regresan tienen demasiada experiencia de juego.

La defensa estará más asentada, ya que mantiene a jugadores importantes, empezando por sus dos mejores placadores, los LB Cole Holcomb y Andre Smith. Su DL es profunda y cuenta con numerosos jugadores para entrar en la rotación, entre los que destacan Dajuan Drennon y Jalen Dalton. En la secundaria destacan la pareja de safeties D.J. Ford - Donnie Miles.

Importante partido antes del bye. Será el ecuador de la temporada regular y tenemos que presentarnos con buen récord y buena moral contra los Trojans, que visitará South Bend tras el bye.

Récord en 2016: 10-3

Bowl: W vs. Penn State (52-49) en la Rose Bowl

Yardas totales en 2016: 477,1 (#20) en ataque; 367,1 (#36) en defensa

Titulares que regresan: 12, 5 en ataque, 7 en defensa

Record vs. Notre Dame: 46-37-5 a nuestro favor
Partido de gala en el Notre Dame Stadium. Los Trojans llegan a la ciudad con su rutilante QB Sam Darnold, todo un candidato al Heisman después de completar más del 67% de sus pases para más de 3.000 yardas y 31 TD como freshman. La OL tiene tres jugadores con experiencia, pero tiene que sustituir a los dos tackles titulares. La pléyade de receptores con los que cuenta Clay Helton es larga: Jalen Greene, Michael Pittman Jr, Deontay Burnett o Steven Mitchell Jr, si está recuperado de su rotura de LCA. También puede contar con Joseph Lewis o Keyshawn Young. También cuentan con explosivos corrredores, liderados por Ronald Jones, con alternativas como la de Aca-Cedric Ware, Vavae Malepeai, Dominic Davis o Stephen Carr.

La DL es poderosa, con jugadores como Rashem Greene y Oluwole Betiku en el exterior y los seniors Josh Fatu y Kenny Bigelow Jr en el interior. El LB Cameron Smith es el lider en placajes del equipo y será escoltado por Porter Gustin y Uchenna Nwosu. En la secundaria destacan Iman Marshall (6 picks el año pasado) y Marvell Tell III, junto a un coro de jugadores con experiencia de juego.

Como siempre, es el partido del año. Será difícil y partiremos como underdogs, pero nuestro deber es dar la sorpresa como hemos hecho en otras ocasiones en la rivalidad.

Récord en 2016: 7-6

Bowl: W vs. Vanderbilt (41-17) en la Independence Bowl

Yardas totales en 2016: 416,7 (#63) en ataque; 352,8 (#24) en defensa

Titulares que regresan: 17, 9 en ataque y 8 en defensa

Record vs. Notre Dame: 0-2 a su favor
El WolfPack nos devuelve la visita y esperamos que la climatología no sea determinante esta vez. El equipo de Dave Doeren volverá a contar con un dúo de QB que puden alternarse en el campo. Ryan Finley ofrece solvencia y seguridad al ataque de NC State, mientras que el dual threat Jalan McClendon fue difícil de frenar el año pasado. Pero es Jaylen Samuels el auténtico peligro de su ataque, un TE rapidísimo que lo mismo atrapa el balón que lo corre. El año pasado tocó el balón en 88 ocasiones, anotando 7 TD de recepción y 6 de carrera. Además cuentan con una OL sólida y experimentada, en la que regresan 4 de su 5 titulares. Reggie Gallaspy III será su RB más experimentado tras la graduación de Matt Dayes.

La defensa, 8ª de la nación en juego de carrera y 24ª en defensa total, cuenta con el regreso de su front seven intacto, liderado por el DL All-ACC Bradley Chubb, quien sumó 10 sacks y 21,5 tackles for loss en 2016. La secundaria es menos experimentada, En principio cuenta con Mike Stevens y Nick McCloud como CB derecho e izquierdo, Dexter Wright como FS y Shawn Boone como SS.

Hay que vengar la derrota de la pasada temporada bajo el huracán. No cabe otro resultado que la victoria. No creo que haya un college al que no hayamos batido aún, después de disputar tres enfrentamientos.

Récord en 2016: 7-6

BowlW vs. Temple (34-26) en la Military Bowl

Yardas totales en 2016: 311,5 (#124) en ataque; 370,6 (#40) en defensa

Titulares que regresan: 14, 9 en ataque, 5 en defensa

Record vs. Notre Dame: 3-0 a nuestro favor
El ex equipo de nuestro Mike Elko tiene su punto fuerte en la defensa. El mayor problema de los de Dave Clawson es que anotan pocos puntos. Será el inconsistente dual threat QB Kendall Hinton el encargado de revertir esta situación a base de un juego más rápido y atlético, en lugar del senior John Wolford. Para ello contará con una experimentada OL a su disposición y un cuerpo de receptores entre los que destaca el TE Cam Serigne y los WR Alex Bachman, Cortez Lewis y Tabari Hines. El juego de carrera recae en la dupla Cade Carney - Matt Colburn.

Elko ha sido remplazado por Jay Sawvel, llegado de Minnesota. Habrá que ver si mantiene en nivel de nuestro actual coordinador defensivo. Además de Elko, la mayor pérdida de su defensa es la del LB All-ACC Marquel Lee. El DE Duke Ijiofor queda como líder de la defensa. El año pasado sumó 50 placajes, 17 for loss, 10,5 sacks, una intercepción y dos fumbles forzados y otros dos recuperados. Junto con el también senior Wendell Dunn, forman una pareja de DE muy peligrosa. En el cuerpo de LB Jaboree Williams, Demetrius Kemp y Grant Dawson deberán cubrir la ausencia de Lee. En la secundaria destacan el safety Jessie Bates y el CB Amari Henderson.

Es otro de los partidos que debemos ganar sin contemplaciones. La baza de Elko como conocedor del rival es un plus.

Récord en 2016: 9-4

Bowl: W vs. West Virginia (31-14) en la Russell Athletic Bowl

Yardas totales en 2016: 426,0 (#56) en ataque; 345,6 (#20) en defensa

Titulares que regresan: 15, 7 en ataque, 8 en defensa.

Record vs. Notre Dame: 18-7-1 a nuestro favor
Mark Richt no ha decidido aún qué QB va a dirigir su ataque. Los candidatos son Malik Rosier y Evan Shirreffs, quienes han destacado esta primavera, y el freshman N'Kosi Perry. Donde no hay dudas es en la posición de RB, donde Mark Walton es el featured back. Travis Homer es su única alternativa. En el cuerpo de receptores destaca Ahmmon Richards, y cuenta además con jugadores como Braxton Berrios y Lawrence Cager, y jóvenes promesas como Jeff Thomas. Tampoco hay dudas en una OL que regresa prácticamente intacta y en la que puede entrar el freshman Navaughn Donaldson.

La defensa Cane tiene un front seven muy sólido. Una buena DL (Joe Jackson y Chad Thomas cono DE, RJ McIntosh y Kendrick Norton como DT) y un fantástico cuerpo de LB compuesto por tres titulares sophomores: Michael Pinckney, Shaquille Quarterman y Zach McCloud. La secundaria está más cuestionada. Las novedades en la misma son la transición de Sheldrick Redwine de CB a safety o la llegada del JUCO transfer Dee Delaney, quien puede ser uno de los titulares en la posición de CB, mientras que la otra puede ser para Malek Young. El safety Jaquan Johnson completa la nómina de titulares.

Catholics vs. Convicts en territorio enemigo. No nos caemos bien. Nos tienen ganas y va a ser muy difícil. Pero si hacemos un partido como el del año pasado podemos ganar. En cierta medida parece que les tenemos cogido el punto.

Récord en 2016: 9-5

Bowl: L vs. LA Tech (45-48) en la Armed Forces Bowl

Yardas totales en 2016: 438,2 (#46) en ataque; 434,0 (#84) en defensa

Titulares que regresan: 12, 4 en ataque, 8 en defensa.

Record vs. Notre Dame: 76-13-1 a nuestro favor
Veremos muchas craras nuevas entre los Midshipmen, ya que numerosos titulares se han graduado, algunos reconocidos como el QB Will Worth, el WR Jamir Tillman o el slot back Dishan Romine. El ataque estará liderado por el QB Zach Abey, quien ya fue titular los dos últimos partidos de la pasada campaña y lo hizo bien. No es un gran pasador, pero es muy productivo corriendo el balón. El FB Chris High y el slot back Darryl Bonner serán el resto de corredores experimentados en el equipo, el resto está aún por probar, aunque Navy juega siempre igual y constantemente va renovando sus corredores, y seguro que jugadores como Malcolm Perry o Jahmaal Daniel dan un paso adelante.

En defensa también tienen que remplazar numerosos titulares, incluyendo a uno de los mejores, Alohi Gilman, safety que estará al otro lado del balón, en las filas de los Irish. Los defensores más destacados que regresan son los LB Micah Thomas y D.J. Palmore. Tyris Wooten y Sean Williams son los más destacados en la secundaria.

Después de la derrota de la pasada temporada, tenemos que volver a empezar una nueva racha de victorias.

Récord en 2016: 10-3

Bowl: W vs. North Carolina (25-23) en la Sun Bowl

Yardas totales en 2016: 367,1 (#103) en ataque; 368,1 (#38) en defensa

Titulares que regresan: 16, 8 a cada lado del balón

Record vs. Notre Dame: 19-12 a nuestro favor
Los Cardinal regresan cargados, con 8 titulares a cada lado del balón, pero también con una pérdida importante a ambos lados, la del RB Christian McCaffrey y la del DE Solomon Thomas. El ataque mantendrá su estilo habitual, el de una sobredosis de juego de carrera de la mano del RB Bryce Love (23 acarreos para 129 yardas y un TD en South Bend el año pasado), ayudado por una poderosa OL. Además hay que tener en cuenta que el QB titular Keller Chryst se lesionó la rodilla la pasada campaña y su recuperación está en el aire. Como receptores cuentan con nuestro conocido JJ Arcega-Whiteside, con Trenton Irwin y con el TE Danton Schultz. Además de Love, también entrarán en la rotación a la hora de correr el balón el redshirt freshman Trevor Speights y los sophomores Cameron Scarlett y Connor Wedington.

En defensa, además de a Solomon Thomas, Stanford debe remplazar a los safeties. Los juniors Brandon Simmons y Justin Reid podrían ser los encargados. Completan la secundaria los CB Quenton Meeks y Alijah Holder. En el cuerpo de LB destacan Joey Alfieri y Peter Kalambayi, quienes sumeron un centenar de placajes el año pasado. La siempre sólida DL buscará nuevo liderazgo, y éste podría recaer en Harrison Phillips, quien sumó 7 sacks, 10 tackles for loss y un fumble forzado en 2016.

Habitual season finale en California. 9 de los últimos 10 partidos entre Cardinal y Irish se han resuelto por el margen de una anotación y seguro que éste anda parecido.

jueves, 3 de agosto de 2017

Ara Parseghian. In Memoriam

Ayer miércoles 2 de agosto, toda la familia Irish se llenó de luto al trascender la noticia del fallecimiento de Ara Parseghian. La noticia no por esperada ha resultado menos dolorosa. El mítico head coach Irish falleció a los 94 años de edad en su domicilio de Granger, Indiana, después de haber dado su última batalla contra una infección en la cadera por la cual había sido hospitalizado hace unas semanas.

Ara Parseghian sería el mejor head coach en la historia del 99% de los colleges de la nación, incluso lo es de Miami, OH y de Northwestern. En Notre Dame forma parte de la Santísima Trinidad, tras la estela de Knute Rockne y Frank Leahy. Parseghian entrenó a los Irish de 1964 a 1974, logrando sendos Títulos Nacionales en 1966 y 1973, logrando un récord de 95-17-5 en su Era.

Ara Raoul Parseghian nació el 21 de mayo de 1923 en Akron, Ohio. Tras jugar al football en high school tuvo una accidentada carrera colegial, que inició en la local Universidad de Akron. Tuvo que interrumpir sus estudios para enrolarse en la Marina en la II Guerra Mundial, y una vez finalizada la misma terminó sus estudios y carrera de football colegial como half back en la Universidad de Miami (Ohio).

Fue jugador profesional sin salir del estado, en los entonces dominadores Cleveland Browns de Paul Brown en 1946 y 47. Jugó como HB y DB, siendo campeón de la All-America Conference en las dos temporadas, pero su carrera profesional se truncó temprano por una lesión de cadera.

Así de inmediato comenzó su carrera como entrenador, primero como asistente de Woody Hayes en su Alma Mater. Cuando en 1951 Hayes partió a entrenar a Ohio State, Ara fue nombrado head coach. En sus 5 temporadas como head coach de Miami los entonces Redskins firmaron un récord de 39-6-1, logrando el título de la MAC en sus dos últimas temporadas.

Su éxito le llevó a Northwestern en 1956, donde fue head coach de los Wildcats en las siguientes 8 temporadas. En Evanston elevó un programa perdedor a uno de los Top en el AP Poll. Sin embargo acabó frustrado y peleado con el director deportivo a quien, en palabras de Ara, no le pareció suficiente ver a su programa en el #1 de los polls.

Tras la temporada de 1963, en la que los Irish encadenaron 5 temporadas consecutivas con record negativo, el propio Parseghian, que había derrotado a Notre Dame en las últimas 4 temporadas, se ofreció al padre Edmund Joyce, vicepresidente de la Universidad y lo que ahora sería un Director Deportivo, para el puesto de head coach que detentaba de manera interina Hugh Devore.

Parseghian venció dos obstáculos para lograr el puesto, el no ser graduado en Notre Dame (todos lo habían sido desde Knute Rockne) y el ser presbiteriano, ya que también habían sido católicos todos los head coaches desde que Rockne se convirtió en 1925. Una vez superados los obstáculos, el resultado no pudo ser mejor.

La mano de Parseghian se notó de inmediato y en 1964 el programa sufrió uno de los mayores giros en la historia del college football. De la mano de nuestro amigo John Huarte, de un récord de 2-7 en 1963 se estuvo a poco más de un minuto de lograr un Título Nacional, tal y como he relatado en su día. Dos años más tarde, en 1966, logró su primer Título Nacional. En 1973 logró el segundo.

Con su éxito deportivo y humano, era un entrenador muy accesibe y de trato fácil con sus jugadores, llegaron los galardones. Fue Coach of the Year en distintos selectores en 1964, 66 y 73. Fue elevado al College Football Hall of Fame en 1984 y en 1997 recibió el Amos Alonzo Stagg Award por su contribución al football.

Tras dejar Notre Dame no volvió a entrenar y se convirtió en comentarista para cadenas como la ABC y CBS. También ha trabajado intensamente en recaudar fondos para la investigación médica después de que una hija padeciera de esclerosis múltiple y de que tres nietos hayan fallecido de enfermedades genéticas raras.

A lo largo de la inminente temporada Notre Dame honrará su memoria y el propio Brian Kelly ha anunciado a sus jugadores que los cascos llevarán en el frontal la leyenda "ARA" en su honor.

Requiescat In Pace